29.5.09

Llama de Amor Viva


Una persona ha preguntado hace unos días: “Tengo cerca de sesenta años, estoy prejubilado; creo que he alcanzado casi todas mis metas, aunque interiormente me siento bastante vacío; quisiera aprovechar el tiempo de vida que me queda ¿Qué puedo hacer?”

 

Lo que aparece como una meta algún día también va a desaparecer; todo eso que llamamos metas no puede ser mantenido y sostenido, simplemente porque es temporal. Lo temporal nunca permanece.

 

Lo que pretendemos buscar ya está alojado desde siempre en nuestro interior, es la Vida Total en Nosotros. Es lo Eterno. Eso vive ahí dentro, en nuestro corazón, aunque no lo sepamos. Mora desde siempre y para siempre en las profundidades de nuestro Ser. Eso no se puede ni conseguir ni recuperar, simplemente está ahí para ser contemplado. Lo que vive ahí dentro es lo Sagrado, lo que la mente nunca podrá capturar, manipular, contaminar.

 

El hinduismo a esto lo ha llamado Presenciación. El cristinanismo lo ha puesto otro nombre, aunque es lo mismo:  Inhabitación del Espíritu Santo. San Juan de la Cruz dijo que era la Llama de Amor Viva.

 

 

¡Oh llama de amor viva, que tiernamente hieres de mi alma en el más profundo centro!; pues ya no eres esquiva, acaba ya, si quieres; rompe la tela de este dulce encuentro…

 

 

En la foto, llama trina crística.

25.5.09

Encarnaciones vivas


Cuenta Eckhart Tolle que hace años conoció y trató a una mujer de mediana edad que padecía un cáncer. Ella no aceptaba su enfermedad y se encontraba llena de rabia y de desesperación. Esta señora era cuidada a su vez por otra mujer que le asistía de día y de noche. Un día desapareció una joya del joyero de la mujer enferma. Inmediatamente culpó a la señora que la estaba cuidando. Fue advertida por Tolle de que posiblemente no hubiera sido esa señora. Ella seguía pensando que era ella quien se la había robado. Su ira iba en aumento. Un día Tolle le propuso que intentara pensar en la posibilidad de que no hubiera sido esa mujer, solamente pensar en la posibilidad. Durante unos segundos lo pensó, y luego ocurrió que lo siguió pensando durante unos minutos más, y luego durante horas y luego durante días. De esa forma dejó de pensar que hubiera sido la mujer. A los pocos días encontró la joya en el cuarto de baño y entonces recordó que fue ella misma quien la había colocado allí. Desde entonces esa mujer se serenó y a las pocas semanas falleció en su casa, llena de amor y de paz. Lo último que hizo fue regalar esa joya a la mujer que la estaba cuidando.

En otro momento dice E. Tolle: “La proximidad de la muerte se puede convertir en una apertura al reino del espíritu. He conocido personas que eran encarnaciones vivas de ese proceso. Se habían vuelto radiantes. Sus formas debilitadas se habían vuelto transparentes a la luz de la conciencia”.

 

 

Dedicado a Tere.

 

En la foto, el sol durante un eclipse.

22.5.09

Es la muerte la que dice no



En la vida dijimos “sí” muchas veces al odio, al rencor, al deseo de notoriedad, al egoísmo, a la envidia, a la rabia... En la vida muchas veces dijimos “sí” a la pena, al desaliento, al desamor… 

Es la muerte la que dice “NO”. La muerte dice “basta” a todo eso. 

Solamente al Amor la muerte dice “SI”.

 

Si la vida activa del cuerpo es ruido, distorsión, parloteo continuo, la muerte es Silencio. En el Silencio todo se comprende.

 

 


En la foto, los hilos con los que cosía mi madre.

19.5.09

Todo lo que es mortal


"Nacer no es tan diferente de morir. Son procesos inversos pero en el fondo son casi idénticos. La gestación en el útero lleva nueve meses y la madre soporta el dolor y la incomodidad del nacimiento. Morir por vejez y enfermedad lleva también meses de dolor antes de ser llevados a un Nuevo Nacimiento.

Estoy muriendo mientras escribo esto. Tengo un cáncer de próstata. La hormona masculina que me hizo hombre es la misma que ahora me está matando. Esta hormona alimenta el cáncer que se está extendiendo a través de mis huesos.

Todo lo que es mortal debe morir. Por tanto ni el cuerpo ni el cerebro permanecen. Para que cualquier cosa exista tiene que haber una realidad mayor detrás.

Esto finalmente se reduce a que en realidad sólo hay Espíritu. El Espíritu abarca la eternidad y todos los otros superlativos en relación a la maravilla sin fin de Dios. Cada objeto y cada cosa en la existencia, desde los cielos estrellados hasta el más pequeño microbio, es Espíritu. No podemos registrar esto porque el cerebro humano es un mecanismo sensorial vibratorio que sólo puede reproducir una versión infinitamente degenerada del poder inmóvil del Espíritu que nos rodea. El cerebro – en sí mismo una creación del Espíritu - repite una variedad infinita de criaturas, cosas y condiciones en una corriente incesante de formas perceptibles. Esta versión sensorial, la totalidad continua de la escena en movimiento de la existencia, termina con la muerte del cerebro individual. En ese momento, el Espíritu de Inteligencia pierde su identificación con lo que no era real y algo Nuevo se desvela…”

 

 

“Qué es morir: Cómo yo lo estoy viendo”. Un artículo firmado por Barry Long en las vísperas de su muerte.

 

En la foto, escudo Sufi.

17.5.09

Esa es la muerte


Una vida se apaga y deja paso a lo siguiente.

Un instante se apaga y deja paso al siguiente. Esa es la cadencia de la vida, ese es el ritmo. 

La máxima creatividad tiene lugar cuando no buscamos nada, cuando no hacemos nada deliberadamente, entonces la vida opera en nosotros sin que sea necesario intervenir poniendo intención.

Entregarse totalmente con toda la inteligencia de nuestro corazón a todo lo que se presenta, lo nuevo, lo fresco, eso que viene… ¡¡Esa es la muerte!!

 

 

 

En la foto, las hojas tiernas del fresno que veo a diario con el fondo del cielo azul y una nube blanca. Uno de estos días.

14.5.09

Amorosamente me recordaba


“Recuerdo una experiencia sutil bellísima que tuve hace un tiempo, fue un encuentro muy lúcido con una amiga evolutiva de otra dimensión de la realidad, un reencuentro con un ser muy puro instalado en la bondad, que nunca ha estado en la dimensión humana y que me acompaña desde la realidad inmaterial desde hace muchas vidas. En ese encuentro, mi memoria se expandía para permitirme la evocación de nuestra procedencia común de esas dimensiones sutiles donde los seres se organizan desde el amor, la gratitud a la vida cósmica y la mayor conexión con el ser luminoso que somos. Amorosamente me recordaba que es ella la que me acompaña en las alboradas de mi despertar y que ahí estará todos los días de mi vida, transmitiéndome cada mañana renovados aires de libertad y confianza en la vida, en el amor y en la alegría. Me comunicaba toda la gratitud que guarda hacia mí porque ha aprendido a sonreír cada vez más, su espíritu me abrazaba y me decía que a través del intercambio de nuestro flujo vibracional estaba aprendiendo una nueva idea de lo que es la felicidad.

La vivencia impactante de ese encuentro me dejó muy claro, una vez más, la importancia de ser feliz en la Tierra, no sólo para nosotros, sino también para los que están del otro lado.

Tomar conciencia de la energía de amar a través de la alegría es el mayor acto de asistencia multidimensional y multiexistencial que podamos hacer, por la capacidad de irradiación que la energía sutil tiene y su modo de llegar a todos los rincones y a todas las conciencias implicadas, sea cual sea su nivel de evolución. ¿Cómo interpretar sino ese soplo de aliento que surge en momentos terribles, o ese empujón evolutivo, o tantos acontecimientos sutiles que nos dan la fuerza para seguir adelante en la vida?...”

 


PALOMA CABADAS. "No nos educan para amar".  Martínez Roca editores, 2008.

 

En la foto, mandala-glastonbury.

11.5.09

NIÑOS DE LUZ



Hombres y mujeres que lloran cuando lo cuentan en privado y en público. Mujeres y hombres que vivieron un aborto en sus vidas (voluntario o espontáneo) y que han quedado desorientados, dañados, dolidos, llenos de angustia, o que simplemente se hacen una pregunta, ésta pregunta: ¿Dónde está ese Ser? Hombres y mujeres que vivieron la muerte prematura de algún hijo: muerte súbita, accidentes, enfermedades…

Para todos ellos.

 

Esta canalización fue recibida la noche del 21 al 22 de febrero de 2009.

 

 "¡Hablad de nosotros, hablad de nosotros...! ¡Es el momento!

Hay muchos Niños Espirituales a punto de encontrarse con sus queridos padres ¡Abridnos la puerta!
Decid que aunque no hemos llegado a nacer en el plano físico, EXISTIMOS en el plano espiritual muy cerca de vosotros.
Nuestra Sagrada Misión sigue siendo la misma: INUNDAROS DE AMOR PURO. Para ello hemos sido creados.
Vuestros vientres están vacíos, pero vuestros corazones están rebosantes, nosotros los ocupamos.
Nuestro Amor os acompaña y os guía en cada latido de vuestra existencia terrenal. Estamos tan presentes como el resto de vuestros hijos físicos.
Despertad para poder sentir nuestro Amor y nuestra cercanía constantemente ilimitados. 
Mamás - Papás, estamos aquí, a vuestro lado. Vivimos con vosotros y para vosotros. Amaros es nuestra Felicidad."

 

 

 

En la foto se puede ver el rostro de un niño pintado con la tierra y con los mares de este hermoso Planeta.

8.5.09

Más allá de las apariencias



-Mi padre murió lleno de tristeza. No entendí nada cuando aquello ocurrió. Pienso en aquellos días y es como si mirase en el interior de un pozo negro, hasta cuando lo recuerdo me hace daño… ¿Qué puedo hacer?

-Humanamente nos damos cuenta de que muy poco podemos hacer. Pero en la vida no todo es el lado humano, hay otro lado que podemos descubrir. Se puede decir que humanamente tu padre cerró su vida, y tú con él, de una forma negativa, oscura, pero no todo es eso.  Hay siempre una nueva dimensión que está ahí aún abierta para ti. Y para él.

Hay una Nueva Vida esperando.

Luz. Amor. Alegría. Generosidad… ¡Tú padre y tú aún podéis habitar en Eso! ¡Ponte a hacerlo! ¡Pídelo! ¡Rézalo! ¡Medítalo! ¡Suéñalo! ¡Grítalo a las cuatro esquinas del universo! ¡Siéntelo profundamente y luego verás que Eso se incorpora a tu sangre, a tu ADN, a tu vida entera…!

No sabemos Lo Que Es, pero Es.

No hay nada cerrado. Todo está abierto. La muerte no es la losa que se coloca en el cementerio encima del ataúd del que muere. Hay una flor que exhala siempre su perfume más allá de las apariencias ¡Acércate a esa flor y verás lo que sucede…!

 

 


Este texto está elaborado a partir de una conversación de hace unos días.


En la foto, el agua de un río en la época de deshielo. Es una preciosa imagen captada por la cámara del amigo Juan Carlos Gargiulo hace ahora dos meses. Esta semana hemos descubierto lo que contiene esta foto y otras que se hicieron ese día.

6.5.09

Ese es el velo que se cae



Hace unos días una persona ha preguntado: “Dado que la muerte es inevitable, ¿en qué me puedo centrar para aprovechar mejor el tiempo que me queda?”

Lo que es irremisible no es que morimos, lo que es irremisible es que vamos a tener que atender esa dimensión espiritual que somos.

Aunque al morir ya no tengamos cuerpo, siempre seremos Espíritu; ese es el velo que se cae delante de nosotros cuando avanzamos de lleno en la comprensión de la muerte.

 

 


 A Isabel, en su vuelo, y en su caída del velo.

 

En la foto, vegetación junto al cauce seco de un río.

3.5.09

Amar el Alma


Cuando alguien querido muere y estamos delante de su cadáver, entonces nos damos cuenta de que solamente hemos amado ese cuerpo, y es cuando nos podemos sorprender a nosotros mismos con este tipo de preguntas: ¿He amado yo su Alma? ¿Alguna vez me lo he planteado? ¿He amado yo el Alma de los que viven a mi lado? ¿Amo yo mi propia Alma?

Si vemos a alguien morir y tenemos la suerte de ver cómo su Alma queda 'liberada', entonces podemos caer en la cuenta de lo que supone amar algo más que un cuerpo.

 

¡En el amor a las Almas…! ¡En el camino hacia el Cielo!

 


A mi madre. A todas las madres. En el Día de la Madre.

 

En la foto, mandala generador de prana.